Todo sobre la vermiculita y perlita

Para lograr que las plantas germinen en nuestro huerto particular, existen algunos materiales que nos pueden ayudar con todo el proceso. Por ejemplo, la perlita y vermiculita.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

¿Te interesa saber qué son, sus usos y en qué momento se pueden usar? ¡Nosotros te lo desvelamos!

¿Qué es la perlita?

La perlita es un tipo de cristal de origen natural. Su principal característica es que está formado por un 5% de agua, y esto es lo que le confiere la capacidad de expandirse en el momento en el que la temperatura aumenta.

¡Suscríbete y recibe el regalo!

Te regalamos el CALENDARIO ANUAL DE SIEMBRA!

Recibirás descuentos y ofertas personalizadas.

Presenta un aspecto de bolita blanca y retiene una gran capacidad de agua. Es muy consistente, por lo que puede aguantar muy bien la erosión (aunque esto es precisamente el objetivo de la perlita; conforme la planta crezca, sus raíces deben de erosionar este material).

Se utiliza cómo un tipo de sustrato que ayuda a que las plantas se propaguen.

Muchos jardineros la utilizan en plantas que van a estar más tiempo en macetas, para luego trasladarlas.

Principales características de la perlita

  • Peso ligero: Se calcula que tan sólo pesa 125kg / m^3 (es decir, que es mucho más ligera que otros materiales similares).
  • Estructura: Gracias a su color blanco es capaz de reducir la temperatura que tiene el sustrato. Al mismo tiempo contribuye a mejorar la reflexión de la luz que le llega, por lo que logra el mejor desarrollo posible de la planta.
  • Absorción/aireación: Otra de sus claves es que tiene capacidad para aumentar elevadas cantidades de agua. También contribuye a que la planta consiga una buena aireación.
  • pH: Su tipo de pH es neutro.
  • Además, evita enfermedades y plagas.

El precio de la perlita es muy variable, ya que dependerá de la marca que elijamos. Podemos calcular que unos 125L puede salirnos por unos 39,50€. No obstante, no hace falta comprar tal cantidad, ya que también la podemos encontrar en sacos de 5 o 10L.

¿Qué es la vermiculita?

Por otra parte, la vermiculita es un mineral que deriva de la familia de las micas. Es muy importante para los cultivos debido a que es rico en minerales cómo magnesio, hierro y aluminio.

Lo cierto es que la perlita y vermiculita son minerales muy similares. En este caso, la vermiculita entraña algo de agua a nivel interno. En el momento en el que la temperatura del exterior aumenta, este material tiene capacidad para expandirse (exfoliación).

Usaremos la vermiculita cómo recurso para lograr que se propague prácticamente cualquier tipo de planta. Ayuda a que estén bien aireadas, además de tener una buena capacidad para hidratar a la planta. Los estudios han demostrado que la capacidad de tener agua es mucho mejor que la que ofrecer la perlita. Eso servirá, al mismo tiempo, para que la planta pueda retener un mayor volumen de nutrientes y así usarlos cuando los pueda llegar a necesitar.

Es un material bastante ligero y no suele existir problemas si la mezclamos con otros materiales; por ejemplo, se adapta bien a la fibra de coco, a la turba, al humus de lombriz, incluso hasta a la propia perlita.

Principales características de la vermiculita

  • Peso ligero: Tal y como hemos visto que ocurría con la perlita, la vermiculita también es ligera. Aunque dependerá de la ganulometría, el peso oscilará entre los 60-140kg m^3.
  • Estructura: Una de las características clave de este compuesto es que su estructura presenta un característico brillo metalizado que permitirá que refleje la luz. Así contribuirá a mantener el invernadero en buenas condiciones.
  • Absorción/aireación: Tiene capacidad para absorber elevadas cantidades de agua, además de favorecer la aireación.
  • pH: Aporta un tipo de pH neutro, concretamente de 7,2.
  • Otra característica que comparte con la perlita es que también está libre de plagas y malezas.

El vermiculita precio es prácticamente el mismo que el de la perlita; podemos comprar este compuesto en una relación de 125 litros por unos 40€ aproximadamente. Cómo existen varias marcas que se encargan de su comercialización, deberíamos buscar una que nos ofreciese una buena relación entre calidad y precio.

Con estos dos elementos ya conocéis nuevos recursos con los que os será mucho más fácil que vuestro huerco cumpla con vuestras expectativas; se adaptan muy bien a diferentes condiciones para lograr los mejores resultados.

Sígue leyendo: Estos artículos pueden interesarte